miércoles, 18 de marzo de 2015

Qué manera de sufrir

Por partidos como el  de ayer nos sentimos orgullosos los aficionados del Atletico de Madrid. Qué momentazo cuando el alemán mandó la pelota a la estratosfera (no la quiero ver subir). Maravilloso momento y ya estamos entre los ocho mejores de Europa, lugar del que nunca tuvo que salir el Glorioso. Y es que ya se sabe, cualquier competición donde no esté el Atlético de Madrid está devaluada. Por eso la Copa de Europa vuelve a tener lustre.


No hay comentarios: