jueves, 27 de febrero de 2014

El Sanedrín, tertulia cofrade impenitente



Impenitentes cofrades, que no es lo mismo que im-penitentes. Cofrades obstinados en su costumbres, azote y látigo de la mediocridad. Otra Cuaresma más y de nuevo una de esas citas imposibles de olvidar. 
Hoy, Jueves Lardero, incio del Carnaval y a punto de iniciarse la Cuaresma, os comunicamos que la Tertulia "El Sanedrín", regresa para tratar sobre nuestra Semana Santa y sus cuitas y menesteres. 
Las Tertulias cofrades son otro medio de fomentar la Semana Santa, siempre desde el respeto y el cariño, con el único fin de mejorar y ayudar a nuestra celebración pasional.
Este año cambiamos de lugar. Se celebrarán en el Bar Arqueólogo, en la calle Real, 32, de nuevo cercanos al principal templo diocesano, nuestra querida Catedral.
Por motivos de agenda nos hemos visto obligados a espaciar las tertulias. La primera, mientras algún que otro mascarón anda rematando las Carnestolendas, se celebrará el viernes 7, primer viernes de Cuaresma. Se presentará el cartel de la tertulia y trataremos sobre el Martes Santo, su análisis, sus perspectivas, sus curiosidades....
La segunda el viernes 28 de marzo. Será una tertulia general, para hablar de las novedades del 2014, los nuevos recorridos, estrenos, las nuevas perspectivas de la Asociación de Cofradías, tribunas, palcos.... Así mismo, entregaremos al Magno Pregonero, don Jesús Torres, la pluma del pregón, para que la noche anterior a su disertació, deje rematado el anuncio de la Semana Santa 2014.

Y para terminar con este artículo, os dejo un soneto dedicado a nuestra Tertulia.

De nuevo se reúne el Sanedrín,
nuestra tertulia rancia y añeja
bajo la sombra de la torre vieja,
varios cofrades de recio postín

a modo de familiar boletín
les informaremos a tocateja
y seguro que más de una colleja
recibe un sanedrita malandrín

Y aunque las cosas se digan con cariño
por la paz y la concordia yo abogo
que con en este Sanedrín yo me ciño

entre las paredes de un Arqueólogo
a la Semana Santa hacemos un guiño
y con este verso, adios, epilogo.

martes, 25 de febrero de 2014

Sorpresa en las quinielas



Se hablaba en algún mentidero cofrade este fin de semana sobre el Titular del I Vía Crucis de la Asociación de Cofradías. Digo en alguno porque parece ser que en la mayoría esto interesa poco. Gusta más hablar de musiquita y costales y otros temas de diversa índole. Yo no me meto en eso cada quien es cada quien y puede hablar de lo que le plazca, pero creo que esto del Vía Crucis, aunque fuera por la novedad, merecía unos minutos más de comentario. No obstante toda esta parrafada es imaginaria, gracias a Dios no he estado en ninguno de ellos, pero me imagino las temáticas.

Pues bien, ayer se supo que el Cristo Ultrajado y coronado de espinas será el Titular elegido para este primer acto de la Asociación en Cuaresma. Un bellísima Imagen del Señor que merece presidir, al igual que las demás un Via Crucis. Y es que tras leer los distintos proyectos presentados tenía todas las de ganar tanto por la presentación, como por las ideas, los recorridos....vamos que estaba muy muy pensado.


Enhorabuena a la querida Cofradía de la Coronación de Espinas. Que este éxito y esta buena manera de hacer las cosas sea el pistoletazo de salida para que la Hermandad crezca el próximo Domingo de Ramos.

Fuentes:
www.crucesdepasionesnazarenas.blogspot.com y la Plazuela

domingo, 23 de febrero de 2014

Una saya, Dos Reinas

 Me disponía a dar un paseito cofrade por internet, en estos días previos de cuaresma, cuando visitando una de mis devociones de la ciudad de Sevilla, me entró de nuevo el recuerdo y la nostalgia, al ver esos días en que nuestra Virgen de la Misericordia brilló fuera de lo normal, cuando María Stma. del Rosario Doloroso nos cedió para los cultos de Septiembre, una de sus sayas, que hoy podemos ver de nuevo.ataviada con ella sin duda fueron
días únicos, solo comparables a los que también se vivieran en la Ermita de los Remedios, lástima que no se hayan vuelto a repetir, ni los días, ni una imagen semejante, confiemos en que la corporación del Viernes Santo siga creciendo ante todo en dignidad a su Titular, que hoy por hoy la tiene un poco dejada y nos regale esta cuaresma alguna estampa nueva, pues ella se lo merece.

viernes, 21 de febrero de 2014

De los recorridos de nuestras Cofradías



Tras el pasado pleno de 10 de febrero de las Cofradías de Semana Santa , he podido observar sorprendido, por un lado y satisfecho, por otro, cómo nuestras Cofradías han entendido que eso de estar en la calle horas y horas es algo anacrónico e innecesario.
Hará como tres años que nuestro Sr. Obispo, no recuerdo si en carta pastoral o en el pleno de la Asociación, nos dijo que una procesión de más de tres horas pierde su objeto y es innecesaria. Por otro lado, el año pasado y siguiendo cuestiones meramente prácticas y de personal, nuestra alcaldesa pedía a las Hermandades recortar los recorridos pues era imposible mantener a la policía retirando vehículos y cortando calles. Y es que, aunque salgamos a la calle una vez al año, no podemos sentirnos el ombligo del mundo. Son siete días de cortes de calles, de accesos a las carreteras, eso sin cortar con ensayos, mudás y traslados. Está muy bien todo esto, pero hay que entender también a la ciudadanía y a las personas que esos días están trabajando por el bien de todos.


Dicho esto, quiero analizar desde un punto de vista muy positivo todo este tema de recorridos y horarios. De las veinte y cuatro Hermandades de Semana Santa, han sido diez y siete las que han cambiado su recorrido y de ellas quince, han recortado su permanencia en cuanto al tiempo.
¿Por qué hemos hecho esto? Creo que todo esto se deben a varias causas, que a continuación expongo:

1.- La función principal de las Cofradías en la calle es dar testimonio y ser catequesis pública fuera de la Parroquia. Cuando a las dos horas de una procesión las calles están vacías de fieles que no contemplan las Sagradas Imágenes, esa función anteriormente citada desaparece. De ahí que no tiene sentido que una Hermandad ande vagando por las calles "más sola que la luna". Para evitar esto se ha llegado a la conclusión, creo, por parte de muchas Hermandades de reducir el tiempo en la calle y por consiguiente el recorte en los recorridos.... y es que como siempre digo las Cofradías son entes vivos y al estar al orden del día, incluimos los recortes en nuestro quehacer.

2.- La penitencia puede hacerse perfectamente en tres horas. Uno de los argumentos esgrimidos por algunos cofrades es que salir en una procesión se debe a una cuestión de penitencia, por eso cuanto más se ande y más tiempo se esté en la calle, mucho mejor y más penitencia. Pues de un tiempo a esta parte se ha podido observar que esta manera de entender las cosas no ayudan mucho a mantener un esplendor y un decoro en las Hermandades. Aquel "espectáculo" que años atrás se podía contemplar en ciertos penitentes que no podían con cadenas y con cruces y otras insignias, ya no es del agrado no del espectador ni del que participa en una Cofradía. Cuanto más dure un recorrido, cuanto más larga sea la carrera (como se decía antiguamente) menos hermanos van a participar en la procesión. Y ahí están los números. Hermandades numerosísimas hace quince años, ahora ven mermada su relación de penitententes. Es lo que hay y creo que el mantenimiento de recorridos auténticamente innecesarios ha llevado a esta situación.
Ahora cada cual haga de su capa un sayo. Que yo aquí no me meto. Es un análisis tras lo observado durante varios años.

3.- Nueva mentalidad de los cofrades. Han llegado a las Hermandades Juntas de Gobierno jóvenes, muchos de ellos posiblemente no vivieron la Semana Santa anterior a la revolución del costal y la música. Hasta 1994, casi todas las Cofradías, salvo las Penas, la Flagelación y alguna otra que no recuerdo mantenían aquel antiguo recorrido que heredamos del siglo XVI. Era un recorrido con una razón de ser muy concreta: hacer estación a todas las parroquias y conventos de la ciudad por lo que se transitaba más de tres kilómetros. En el siglo XVII se redujo, pues se dejó de ir al hospitalillo de San Antón y a la Pedrera, comenzando a procesionar por la calle Toledo y Estación Vía Crucis. 
De este modo, recuerdo que siendo niño, tanto con la Hermandad de la Virgen de la Misericordia y otro año con la Virgen de la Esperanza, aquel recorrido era insufrible. Ahora, eso sí, las calles estaban atestadas de gente viendo las Cofradías. Un Martes Santo por la calle de la Estrella era complicado encontrar un lugar para ver pasar a Medinaceli y Virgen de la Espernza. Imaginaos, como digo, un Martes Santo, desde el Barrio del Pilar. Cuando se llegaba a la calle del Compás de Santo Domingo se tenía que hacer el recorrido que hoy mantiene el Silencio. Repito, tremendo e inhumano.
Esa nueva mentalidad acorde con los tiempos, menos apegada al pasado y más pragmática ha ido provocando, moderada y paulatinamente, todos estos cambio de recorridos. Con el gran cambio que supuso, por parte de la Cofradía de la Flagelación el tránsito por el Pasaje, se perdió el miedo a tocar algo que para los antiguos directivos era sagrado: la carrera.
Creo que actualmente se busca practicidad, lo que ha generado recorridos por calles céntricas, no alejadas de la parroquia o capilla desde donde se sale, con el objeto de favorecer dos cosas: la primera, una mayor participación de los hermanos, pues si la procesión es más corta, más dinámica, las personas se motivan y se animan a salir con su túnica. Y es que esto es otro cambio de mentalidad. Los hermanos ya no salen a cumplir una férrea disciplina y penitencia. No dudo que aún participen personas con este pensamiento, pero sí es cierto que cada vez menos. Son otras las motivaciones de los cofrades, pero creo que esto será tema de otra entrada.
Y la segunda, que la Cofradía sea vista por mayor número de fieles, lo que hace dar razón de ser a las Hermandades. Y es que si no hubiera personas viendo las procesiones, estas dejarían de tener importancia, pues quien tiene devoción a un Titular lo visita en su templo, lo tiene en la cabecera de su cama o en otro lugar de su casa y en el corazón, para rezarle en el momento que se nos ocurra.


De este modo llegamos a varias conclusiones. 
- Si queremos que haya mayor participación de hermanos en las filas nazarenas y fieles viendo nuestras Hermandades hay que recortar calles, lo que supones evidentemente un recorte de minutos de procesión. Por eso casi todas las procesiones del centro: Las Palmas, las Penas, Jesús Nazareno, Pasionaria de San Pedro y Soledad, han dejado sus procesiones en tres horas y tres horas y media.
- Aparición de nuevos espacios urbanos para las Cofradías y desaparición de otros tradicionales. Este es el caso de la importancia que van ganando calles peatonales como Hernán Pérez del Pulgar, Ramón y Cajal,  Cruz y  la plaza del Pilar en detrimento de Terreras y Santiago.

Hay varios cambios de recorridos, para mí, muy interesantes. En primer lugar el cambio de salida y entrada de la Hermandad de las Palmas. Me parece muy positivo salir y sobre todo entrar en el Colegio Salesiano. Esto va a unir los lazos, aún más entre Cofradía y colegio. Seguro. Muy bien que el Señor entre en un lugar digno y no que se quede en la calle. El recorrido es muy coherente y muy bonito pues atravesará calles típicas de su recorrido como Alfonso X el Sabio, Prado y la Plaza de Cervantes y otros tan atractivos como el Pasaje de la Merced y San Pedro. Tres horas y media.

De las Penas qué os voy a decir. Se ha decidido no llegar a Santiago por los motivos anteriormente expuestos. La Cofradía transita sóla por todas esta zona y la idea es hacer la procesión en tres horas por el centro de la ciudad sin necesidad de alejarse demasiado del lugar de salida.


Del Jueves Santo una sugerencia y una pega. La sugerencia es que las cuatro Cofradías se animen a poner la carpa en la Plaza de Santiago, para salir desde allí juntas. Daría más uniformidad y el público se concentraría en la Plazuela, como toda la vida, para ver salir a las cuatro Cofradías. La pega. Entrar al Pasaje rodeando Caballeros. Son más metros de recorrido lo que supone cansar a los cofrades que procesionan. No obstante aplaudo y me gusta mucho que se pase por el Pasaje.

Correcto también la merma de minutos de Jesús Nazareno y un recorrido más coherente en el que no se dan tantos rodeos, cuando el objetivo es llegar a Santiago. Se pierde la calle Cruz, no obstante, pero correctísimo recorrido.


Del Viernes Santo por la mañana comparto la idea de estar en la calle unas tres horas. Es decir, un tiempo de paso bueno, aprovechando que los fieles y público en general, hasta las 12:00 no se animan a buscar la procesión. La única pega que pongo es no atravesar el Pasaje de la Merced, máxime cuando se pasa junto a él. Seguro que en poco tiempo, al igual que el Jueves Santo, los Titulares de San Pedro lo terminarán cruzando.

De la oficial del Santo Entierro, realmente hay pocos cambios, si bien lo más destacable son ciertos retoques de calles y un recorte de media hora a cada Cofradía. De este modo, las Hermandades estarán entre tres y cuatro horas procesionando.


Y el recorrido y horario que más me ha gustado, que veo más coherente y que seguro que va a revitalizar mucho a su Cofradía, ha sido el de la Soledad. La idea de procesionar por Ruiz Morote, antigua calle Dorada, me parece genial. Se retoma una calle de tradición muy antigua para las Hermandades de la Parroquia de San Pedro. Salir a las 17:30 es una idea magnífica en todos los sentidos que va además unida a la liturgia de la Iglesia, pues tras la Vigilia, la Virgen enlutada por las calles ya no tiene razón de ser. Un recorrido muy interesante por el centro y a una hora muy, muy buena. Enhorabuena.

Remato este toston con una sugerencia. Aprovechando que la Plaza Mayor va a quedar muy bonita y rematada con los nuevos palcos y tribunas, yo retomaría del asunto del recorrido oficial y en particular, que las Hermandades de Domingo de Ramos tarde y Martes Santo busquen una solución para transitar juntas por este espacio. Sería muy bueno, especialmente para los fieles y demás espectadores que deseen ver a esas Cofradías transitar juntas por un lugar determinado. Y qué mejor lugar que el centro de la ciudad.

Fuentes:
www.ciudad-real.es
www.costalerosdelarte.blogspot.com
www.elincensario.blogspot.com

jueves, 20 de febrero de 2014

Un Nazareno que merece la pena que procesione


Corría el año 2003 cuando el profesor Miñarro realizaba una sensacional Imagen procesional. Se trataba de un Jesús Nazareno, que fue intitulado como Nuestro Padre Jesús de la Humildad, para pasar a ser el tercer Titular de la popular Cofradía del Cerro del Águila de Sevilla.


Viene este artículo ad hoc porque hace unos días leía que la Hermandad está planteándose muy seriamente que el Señor procesione en próximas fechas. Creo que sería un auténtico triunfo para la Hermandad y una auténtica gozada, en todos los aspectos, tanto devocionales como artísticos, contemplar a este Nazareno por las calles acompañado de su Cofradía.


Representa a Jesús Nazareno y carga la cruz, plana, en el hombro derecho. Su ejecución se inspira en la obra pictórica "Cristo con la Cruz a cuestas", de Sebastiano "el Piombo", al tiempo que incorpora rasgos pasionistas obtenidos del estudio de la Sábana Santa.


martes, 11 de febrero de 2014

¡VIva la República!


Precisamente hoy, hace 141 años, capicua, se proclamó la I República española. El 11 de febrero de 1873, el rey Amadeo salía del Palacio Real huyendo por patas. Abdicaba de la Corona de este país de locos para  volverse a su Costa Azul y disfrutar de las rentas. Una España que nunca aceptó a este extranjero y que tras el asesinato de su valedor, el General Prim, no tuvo a nadie que le sirviera de pañuelo de lágrimas.

Pues bien, el apuesto italiano se largó y los españoles, hartos ya de reyes felones y borbones (con esto queda dicho todo) acordaron darse un gobierno y una nueva manera de entender el Estado. Vamos, aquello de la cosa pública romana. La Primera República fue proclamada entre la alegría de unos, la indiferencia de otros y un nutrido grupo de buitres revoloteando alrededor de la Marie española. 


La querida República llegó pero se encontró con enconados problemas y con peregrinas situaciones futuras. Los enconados era la animadversión de los alfonsinos, señoritos, clero y terratenientes (lo de siempre) y los futuros como las paranoias federalistas y cantonalistas (la historia de nunca acabar, muy a lo Rubalcaba). Qué queremos, a ver: ¿una República unitaria, una República federal, confederal...? En esas estábamos cuando se nombró al primer Presidente, don Estanislado Figueras, que duró dos meses en su cargo. Cansado y presionado por los federalistas, se largó. Le sustituyó un catalán, el profesor don Francisco Pi i Margall, convencido defensor del federalismo, pero cuando los cantonalistas comenzaron a declarar las independencias de los cantones y el cachondeo de turno, se bajó del barco y se volvió allende el Ebro. Treinta y siete días duró su presidencia.


Andaban aquellos próceres intentando aprobar una Constitución en la que España se articulara en distintos estados federados. Véase la idea (La Mancha formaba parte de un Estado....)


Y en aquellas cuitas llegó el mes de julio. Los cantonalistas declararon la guerra a la república porque eso de permanecer bajo el yugo del Estado no iba con ellos. En fin que se inició un conflicto entre distintos pueblos que se habían proclamado independientes a la República, pero dentro de la República (algo así como Cataluña, pero sin tiros, ni trabucadas). Por otro lado los carlistas andaban de maniobras por las Vascongadas desde la época de Amadeo. Mantenían la idea de poner el trono a un sucesor de aquel ínclito Carlos María Isidro. Ahora era otro Carlos, el séptimo Al ritmillo del Oria Mendi andaban armando gresca por el norte. Y ya se sabe, a perro flaco todos son pulgas y los cubanos además, que desde 1868 andaban revueltos, recrudecieron la guerra con aquello del grito de Yara.

Con este panorama el tercer Presidente, don Nicolás Salmerón agobiado por tanto acontecimiento, no sabiendo qué era mejor, si unidad o confederalidad y no queriendo firmar varias sentencias de muerte decidió largarse, al igual que sus predecesores. Era el mes de 7 de septiembre de 1873.


Y llegó el gran Castelar, don Emilio, el pacificador. Y dijo: "la fiesta se acabó, muchachos". Mandó al general Serrano a calmar los ánimos carlistas y al general Martínez Campos a rematar la faena cantonal en el bello Coso cartagenero. Don Emilio escribiría años después los desmanes cantonales:

"Hubo días de aquel verano en que creíamos completamente disuelta nuestra España. La idea de la legalidad se había perdido en tales términos que un empleado cualquiera de guerra asumía todos los poderes y lo notificaba a las Cortes; y los encargados de dar y cumplir las leyes desacatábanlas sublevándose o tañendo a rebato contra la legalidad. No se trataba allí, como en otras ocasiones, de sustituir un ministerio al ministerio existente, ni una forma de Gobierno a la forma admitida; tratábase de dividir en mil porciones nuestra patria, semejantes a las que siguieron a la caída del califato de Córdoba. De provincias llegaban las ideas más extrañas y los principios más descabellados. Unos decían que iban a resucitar la antigua coronilla de Aragón (sic), como si las fórmulas del derecho moderno fueran conjuros de la Edad Media. Otros decían que iban a constituir una Galicia independiente bajo el protectorado de InglaterraJaén se apercibía a una guerra con GranadaSalamanca temblaba por la clausura de su gloriosaUniversidad y el eclipse de su predominio científico [...] La sublevación vino contra el más federal de todos los ministerios posibles, y en el momento mismo en que la Asamblea trazaba de prisa un proyecto de Constitución, cuyos mayores defectos provenían de la falta de tiempo en la comisión y de la sobra de impaciencia en el gobierno"

Total, que a principios del año 74, en vista de que la cosa no se arreglaba, ni la guerra del norte, ni la del cantón de Cartagena, el general Pavía entró en el Congreso de los diputados y en nombre del ejército español disolvió las Cortes. Pero este era un Tejero algo más serio....y el elefante blanco de aquel asunto, el General Serrano volvió a la presidencia de la República, cuatro años después de dejar la Regencia.

No sé si os habréis dado cuenta. En este año de 1873 se puede resumir la historia de España de los 150 años posteriores. Y es que este país cainita que se llama España nunca cambiará. ¿A que os recuerda a la situación actual de nuestro país? Y tanto.


domingo, 2 de febrero de 2014

Por fin. Ya somos líderes de la Liga


Estaba esperando mucho tiempo para hacer esta entrada. No quería hacerla hasta que por fin alcanzáramos el liderato. Este equipo es la leche. Cómo juega al fútbol y ya sólo le faltaba la guinda del crack, de uno de los mejores futbolistas que hay, don Diego Ribas. Crack mundial. Redebuta y mete un chicharro.

Por todas las cosas. Por ir partido a partido, sin dar ruido, sin ir de vedettes y con la prensa en contra. Hoy, por fin somos líderes, aunque para mí estas alegrías que nos están dando son un tanto amargas porque un gran atlético como era mi padre no ha podido disfrutarlo con nosotros. Seguro que en el palco que tiene allá en el cielo habrá visto el partido con su admirado Zapatones.


Por la afición, por el equipo, por el sentimiento atlético, por los que están, por los que se marcharon, por Luis Aragonés. ¡Este año sí!

San Blas

San Blas recorrerá las calles de la feligresía de San Pedro a las 17.30 h.