lunes, 6 de enero de 2014

Felices Reyes


Un año más y después de una noche mágica, donde pequeños y no tan pequños han vuelto a revivir los sueños de la noche más especial del año, os deseamos a todos que S.S.M.M. se hayan portado como se merece con cada uno y hayan traido la ilusión de revivir la infancia a veces tan olvidada.
Yo, para la Plazuela, les he pedido una cosa. Una nueva Semana Santa, donde reine la comprensión y la aceptación. Donde se pueda vivir la Fe, donde se acabe la mala imagen mostrada en este año pasado por todos los mandamases, y cuando digo por todos, es por todos, pues todos somos parte, aunque algunos crean tener la verdad de algo que es de todos y  jueguen a ser dioses de barro, tanto por los que se fueron, por los que vinieron y por los que desde dentro de la Iglesia (a la que pertenecemos) tampoco hacen nada por mejorar dicha imagen a la que dañan día a día. Por todos ellos, quiero pedirle a los Reyes que les llegue la responsabilidad  para que conciban que esto no es un juego, ni la parcela de unos pocos.
Esto se llama Semana Santa. Esto es Ciudad Real y es la herencia de nuestro pasado con siglos de historia que no deberiamos permitir pisotearla, ya que nos pertenece a todos y todos somos parte de ella. De ella han crecido en la fe nuestros mayores y de ella debería crecer la fe de las generaciones siguientes. Por todo ello sean responsables, seamos responsables y demostremos que tenemos un tesoro valiosísimo en nuestras manos, aunque la Iglesia tantas veces lo desaprovecha y otros se encargan de ayudar para que, aún queriendola, se dañe día a día un poquito más.
 Pongamos todos de nuestra parte y seamos capaces de caminar unidos.

1 comentario:

Paco Turrillo dijo...

Difícil tarea la que nos encomiendas. Dudo que SS.MM. de Oriente hayan traído a alguno de los citados responsabilidad y cordura. No obstante, coincido en la idea de que como no tiremos juntos del carro, dejando al lado egos y diferencias, a la Semana Santa le quedan cuatro días. Para tristeza de unos y regocijo y solaz de otros.