martes, 30 de abril de 2013

Periodismo y opinión. Mala mezcla


Tanto canal repleto de periodistillas y tertulianos está haciendo mucho mal a la prensa local pues algunos imita lo de dar opiniones, olvidantola función de informar. No podemos afirmar que en cuanto a las cofradías, los periodistas locales sean precisos. Nunca lo han sido, pero ahora, aparte de sus escasos conocimientos se permiten la osadía de opinar y desprestigiar el trabajo realizado por alguna Cofradía. Hay anécdotas graciosas, como la que pudimos leer en Lanza, que afirmaba que terminamos la procesión perfectamente y que seguía saliendo la Cofradía del Guardapasos. Esto es, bueno, para tomárselo a risa, básicamente porque es negativo para ellos, no para la Hermandad.

No obstante lo gravoso para la Hermandad, es el caso de un periodista del otro diario local, que el pasado miércoles 27 de marzo realizó una crónica que rozaba la falta de respeto, mostrando un partidismo y cierta inquina a la Cofradía de las Penas. Este señor titulaba la crónica como un "riesgo demasiado inncesario" y expresaba la irresponsalbilidad de la Junta de Gobierno diciendo que "pecó de osadía", sin conocer los argumentos expresados a los hermanos antes de salir. Pues nada, tendremos que ir a confesar, porque hemos pecado, sin duda.


En fin este señor, días después, cuando otra Cofradía, desgraciadamente sufría un chaparrón y tuvo que volverse a casa comentaba que aquello fue una lección de organización y que el riesgo era mínimo, cuando esta Hermandad, antes de salir, al igual que la nuestra era consciente de que podía llover. Por eso afirmo la imparcialidad.

Además continuaba diciendo que era una "hermandad poco numerosa". Seguramente o no sabe contar (cuando era pequeño la señorita lo tenía que haber sentado en el primer pupitre) o es que no estuvo en la procesión, porque si una Hermandad con cerca de noventa nazarenos en la calle, con cincuenta costaleros, con el muñidor, cuatro servidores de librea, ocho acólitos y quince monaguillos, no es numerosa en Ciudad Real, que venga Dios y lo vea.
Dejo unos videos para que vayamos contando.

No hay comentarios: