martes, 26 de marzo de 2013

Un nuevo Martes Santo

 Ha llegado el día. Hoy es Martes Santo, pero parece que no lo es. Llueve y parece ser que si Dios no lo remedia, seguirá lloviendo todo el día. Además con el cambio chapucero de las vacaciones escolares parece que es un día igual que otro. No obstante, en nuestro corazón albergamos el deseo de poder salir en procesión, porque si no es así, serán ya dos años seguidos que las malditas lluvias, impedirán la salida del Señor de las Penas.


Todo está preparado. Todo está listo en los entresijos carmelitanos. De aquí a un rato, multitud de nazarenos negros y cárdenos atravesarán las calles camino del Carmen gracias a un movimento atávico, consustancial que provoca la reunión de los cofrades de las Penas en la tarde del Martes Santo.
Sólo me queda daros las gracias a a mi Junta de Gobierno y a todos lo que este año habeis colaborado con nosotros para hacer posible la magia de la noche del Martes Santo a las puertas del Carmen.

1 comentario:

Fran dijo...

Hay que confiar y que el Señor quiera salir de su casa carmelitana.