lunes, 30 de enero de 2012

"El origen y desarrollo del cortejo procesional en Ciudad Real

Como bien habréis podido observar, mañana sin lugar a dudas, el creador de "La Plazuela" nos deleitará con una Conferencia en el Ciclo del IV Centenario de la Hermandad del Stmo. Cristo de la Caridad.
La cita es a las 20.15h. en la Parroquial de Santiago, ante la magnifica talla del Señor de la Caridad.
Estáis todos invitados.

viernes, 27 de enero de 2012

Y eres ya una mujer (para la gente de Santo Tomás)


Cuando era un tierno infante, una especie de mariposa salida de su crisálida me invadía la noche de Reyes. La ilusión y el temor por si entraban los Reyes en la habitación se mezclaban con el deseo de abrir los regalos para, casi sin dormir, estallar en la alegría de la mañana más bonita del año. 

Uno se hizo mayor y aquellas mariposas quedaron aletargadas. Casi no despertaban. Sólo lo hacían en contadas ocasiones y casi siempre en la misma época del año. Las recuerdo en momentos imborrables, irrepetibles… Mar y Carmela. Las alegrías y sinsabores que forman parte íntima de la existencia de cada persona se acumulan como en un archivo y siempre sabemos dónde está el legajo para sacarlo,  hojearlo y recordar nuestra propia vida. Todo ello forma nuestro bagaje que es íntimo, propio, personal, alguna veces compartido y otras en el fondo más lejano de la realidad.

Los años nos moldean. El tiempo nos hace adultos y todo lo malo, lo cura. La experiencia pone a cada uno en su sitio cuando se utiliza algo esencial. El perdón es una cualidad difícil de cultivar, pero necesaria. Cuando se perdona se abre una puerta que uno no piensa que existe, pero está ahí y la alegría entra a raudales por invadiendo hasta el último rincón del espíritu. El que pensamos que era enemigo se aleja y casi ya no le ves y la paz te inunda y reconforta.

Hoy al escribir estas cosas en el blog, siento revolotear aquellas mariposas. Hoy para mí y tras meses de esforzado reencuentro personal es un nuevo 5 de enero. Mañana los Reyes Magos me traerán un regalo que el pasado día 6 fueron incapaces, aun siendo Magos, de llevar a mi casa. Mañana en forma de cornetas y tambores, de trompetas y trombones, de tubas y platillos recibiré ese regalo de día de Reyes.


Y es que mañana será un día grade, grande como los de antes, de cuando cuatro locos queríamos cambiar el mundo de las cornetas y los tambores. Un día de reencuentros, de recuerdos, de añoranzas de otros tiempos, en los que nos faltará alguien que se marchó al barrio que hay detrás de las estrellas.
Hoy y mañana no son días para recordar lo propio, sino para recordar lo que todos hicimos por una ilusión, la Agrupación Musical Santo Tomás de Villanueva. Recordemos el trabajo y de todos, de los años que llevamos luchando para que llegaran tardes como esta. Todo ello se hará realidad mañana como si fuera una tarde de día de Reyes. Todos los pensamientos, los trabajos, las ilusiones, las amistades que hice, que mantengo y que a buen seguro surgirán y que están escondidas tras ese banderín donde el águila sube a los cielos con compases de bulerías flamencas. Todo eso se meterá en una coctelera cuyo maravilloso cóctel, “Entre Rocío y Azahar” degustaremos mañana. Mis amigos, mis compañeros, con el cariño que se le tiene a las cosas bien hechas y con los deberes  rematados volverán a encogerme el corazón, volverán a emocionarme (y es que además soy de lágrima fácil) y harán que como siempre esté orgulloso de vosotros, de mi banda,  de la de todos los que fuimos,  de los que sois y de los que estarán, y entonces…


Te harás mujer,
moza de las guapas,
de las de sacarte a que te vean.
Lozana y embaucadora,
de caderas ágiles y bullangueras.
Si cuando eras niña te buscaba y protegía,
ahora, me enamoras a tu paso
Que eres manchega y señorona,
como Aquella que gobierna el Prado.
Valiente como la que dirige la barca,
de una Carmen embriagado,
de azahares abrileños
y sonidos de amor y llanto.
Y es que te quiero y te añoro,
que me dueles y te siento,
de mis días eres tesoro
y de mis penas, el remedio.
Te vas como una hija de su casa,
pero sé que siempre te tengo,
y que en el corazón te llevo,
hasta que el Jefe me llame,
a las puertas del Cielo.


Para todos vosotros, que sois cojonudos.

martes, 17 de enero de 2012

Para San Anton, la patita de un ratón



Desde la Purísima hasta San Antón, Pascuas son. Pues sí, amigos hasta hoy, antaño, se celebraban las fiestas por el Nacimiento de Jesús. 
Según decía mi abuela, "para San Antón la patita de un ratón", porque las tardes se alargan como si la patilla de un ratón fuera. Y es que hasta las seis hay bastante luz (el ocaso será hoy a las 18:19). De este modo si echamos cuentas, el día más corto del año fue el pasado 10 de diciembre, que el ocaso se dio a las 17:53. Por tanto, treinta y siete días después las tardes han crecido en 22 minutos de sol por las tardes. 22 minutos que se traducen en la patita de un ratón.

Felicidades a todos...los Antones, claro y en especial al personal del Incensario, al cual les he sustraido tan interesante documento fotográfico.

lunes, 16 de enero de 2012

El Sanedrín se vuelve a poner en marcha


Esta tarde los sanedritas se reúnen para ir preparando las tertulias de la próxima Cuaresma. Ya sabéis. Los lunes de Cuaresma se reúne el Sanedrín.

jueves, 12 de enero de 2012

Curiosidades musicales II

Seguro que todos conocéis esta melodía:



Se trata del tema de cabecera de una de las obras de arte cinematográfica de los últimos años: Pulp Fiction. Evidentemente no a todo el mundo le gusta Tarantino, pero hay que reconocerle que cambió todos los esquemas del cine hasta 1994 y que la música que utiliza es cuidada y pegadiza. 

Este tema se llama Misirlou interpretado por Dick Dale en 1962. Muy versionada posteriormente entre ellos Beach Boys, Ventures, Astronautes,Agent Orange, Anna Visi, hasta la Black Eyed Peas. 
Para quien le guste este tema debería saber que es mucho más antigua. Misirlou es una canción tradicional griega, grabada por vez primera en 1927 por Mikail Patrinos. Si traducimos Misirlou, viene a signidicar Muchacha egipcia y realmente su letra es todo un poema, una bella declaración de amor. En la lengua sefardí, el ladino, viene a ser así, más o menos:

Misirloú mou, i glykiá sou i matiá                No pretendas mas que tu me amas
Flóga mou 'khei anápsei mes stin kardiá.    Ni te sforses a vartir lagrimas.
Akh, ya khabíbi, akh ya le-léli, akh,           Yo ya lo supe que era por enganyar,
Ta dyo sou kheíli stázoune méli, akh           Este es un fakto que no puedes niegar.
Akh, Misirloú, magikí, ksotikí omorfiá.            Ahh, ahh, Missirlu
Tréla tha mou 'rthei den ipoféro pia                 Es muy amargo, ah, es muy amargo el sufrir,
Akh, tha se klépso més' ap' tin Arapiá            Ma no por este uno deve murir.


Mavromáta Misirloú mou trelí,                        Muchos anios te speri en vanedad
I zoí mou allázei m' éna filí.                              Creendo ke tu amor es verdad.
Akh, ya khabíbi ena filáki, ah                           Me amurcates propio con una flor
Ap' to glykó sou to stomatáki, ah.                    y me forsates a bivir con dolor.
Akh, Misirloú, magikí, ksotikí omorfiá.            Ahh, ahh, Missirlu
Tréla tha mou 'rthei den ipoféro pia                 Es muy amargo, ah, es muy amargo el sufrir,
Akh, tha se klépso més' ap' tin Arapiá            Ma no por este uno deve murir.

Os dejo unas versiones de este temazo, aunque yo me quedo con la última, jajajajajajaja.





lunes, 9 de enero de 2012

Se terminó la Navidad. Ahora al tajo.

Concluídas las fiestas en honor al Nacimiento de Cristo, llegó la hora de ir preparando el ato para lo que nos tocará vivir en próximas fechas. Así lo primero que hay que tener en cuenta es el IV Centenario de la Cofradía del Cristo de la Caridad.
Actos bien pensados y esperemos que dejen un importante poso para las celebraciones posteriores que vayan ocurriendo. Por cierto, el cartel, de Luisfer, magistral.

jueves, 5 de enero de 2012

Ya vienen los Reyes

Y a eso de las 20:30, cuando acabe la Cabalgata, sus Majestades visitarán el COnvento del Carmen y la Casa Hermandad de la Cofradía de las Penas.