domingo, 20 de junio de 2010

Adios a nuestra querida Casa Hermandad




Cuando hace cuatro años fuí elegido Hermano Mayor de nuestra querida Cofradía de las Penas, mi Junta de Gobierno nos vimos en la coyuntura de buscar una nueva Casa Hermandad porque el inmueble que ocupabamos se había comprometido para otra Cofradía de la ciudad y la Junta entrante tuvo que buscarse la vida. Bueno en fin, como la vida viene como viene tuvimos la gran suerte de encontrar un inmueble en la calle Calatrava, 4. Era un edificio de 1897 y aunque las techumbres estaban algo afectadas no conllevaba ningún peligro poner en ella la Casa Hermandad.

El 31 de mayo de 2006 la inauguramos y estuvimos conviviendo en ella hasta la fatídica Noche de Reyes de 2009 que se derrumbó una estructura trasera anexa de 1933 y que no afectaba de ninguna manera a la estructura general del edificio. Aprovechando que el Pisuerga pasa por Valladolid, el Ayuntamiento decidió declararlo en ruina y tuvimos que recoger los enseres de la Hermandad en una tarde y llevarlos a la Casa Hermandad que nos cedieron nuestras queridas Madres Carmelitas.


Quiero escribir esta entrada para recordar los buenos momentos que hemos vivido en ella y denunciar el maltrato al patrimonio de nuestro dirigentes muicipales. Se han cargado la última casa del siglo XIX que quedaba en pie en la ciudad y no ha pasado nada. A la ciudadanía no le ha importado, mejor porque así podrá deambular más cómoda por la calle.



Adios querida Casa Hermandad....

1 comentario:

Cofrades de La Solana dijo...

Buenos e inolvidables momentos los vividos en esa casa nuestra casa Hermandad Dios quiera que durante mucho tiempo nurstros momentos Cofrades los podamos vivir al Amparo de Nuestra Bendita Madre del Carmen.